El 27 de enero de 2017 salieron desde el podio instalado en el Moll de la Marina del Port Olímpic de Barcelona, un total de 102 equipos inscritos en el Rallye Monte-Carlo Histórico iniciaron su participación en la XX edición de esta prueba de regularidad, considerada la más importante del mundo en su especialidad y en la que sólo se admiten vehículos clásicos que hayan tomado parte desde 1955 hasta 1980 en la versión de velocidad del mítico rallye monegasco.

El rally celebró su 20ª edición histórica, 15 de ellas saliendo desde Barcelona.

Además de por la multitudinaria participación, la salida ha tenido un atractivo añadido al cumplirse 35 años desde que la Ciudad Condal fue por primera vez lugar de salida de la versión de velocidad de este rally (1982). Otra efemérides ha hecho se llenara de público: la celebración de los 40 años justos del importante resultado en esta carrera de SEAT Competición, con el podio que lograron en 1977 Antonio Zanini y Juan José Petisco y la cuarta plaza de Salvador Cañellas y Daniel Ferrater, ambos equipos a bordo de sendos 124-1840 de Grupo 4. Los propios Cañellas y Ferrater han bajado del podio barcelonés con un 124 muy similar al de aquella mítica ocasión, con la decoración y el mismo número que en 1977. Toda una rememoración con la total involucración de SEAT y su división de Coches Históricos, que han convertido el evento en una auténtica fiesta.

 

Cañellas-Ferrater, muy ovacionados, han sido los décimos en cruzar el podio y el primer tándem español en salir. El vehículo que ha abierto la prueba ha sido el Alpine-Renault A110 1600 S nº 1 (1973) del equipo suizo formado por Daniele Perfetti y Ronnie Kessel. Seguidamente, toda una delegación de coches de procedencia francesa han ido bajando, entre los cuales estaba ni más ni menos que un ganador del Monte-Carlo de velocidad, Jean Ragnotti, que con Sébastien Delanney (nº 8) encabezaba la numerosa participación de Renault 8 Gordini de 1969, con Manu Guigou-Jean-Pierre Prévost (nº 5), Michel Leclère-Michel Duvernay (nº 12) y Guillaume Chancel-François Paul Forgeoux (nº 14).

El vehículo más antiguo que ha bajado la rampa instalada por el RACC en el Moll de la Marina ha tenido tripulación española y el público ha tenido que esperar hasta el cierre de la salida para verlo circular (penúltimo). Se trataba del MG A nº 326 de 1958 de Ramon Espinet-Jordi Mestre. Antes han partido el resto de tripulaciones que han elegido Barcelona para dirigirse a Mónaco, con incluso seis equipos procedentes desde Argentina, cuatro formados íntegramente por mujeres, y hasta catorce duetos españoles incluyendo Espinet-Mestre, con grandes especialistas de la regularidad para clásicos como Víctor Sagi-Víctor Sagi jr (Porsche 911 S nº 26 de 1968), Rafael Fernández-Julen Martínez-Huarte (Lancia Fulvia HF 1.6 nº 30 de 1970), Giovanni Breda-Secundino Suárez (Lancia Fulvia HF 1.6 nº 108 de 1971), Felipe Rigat-Sebastià Gispert (BMW 1602 nº 111 de 1977), Tere Armadans-Anna Vives (Volkswagen Golf GTI nº 167 de 1979), etcétera.

Además, también partieron 135 vehículos desde Reims (Francia), 59 más desde Bad Homburg (Alemania), 11 equipos desde Lisboa (Portugal), 9 desde Glasgow (Gran Bretaña), y desde Copenhague, completando junto a Estocolmo las siete ciudades elegidas para dar salida a la mítica prueba de regularidad para clásicos.

 

Fdo.: Pedro Delgado

Fotos

Automóvil Club

Temple Competición